Page Visited: 281
3 0
Read Time:2 Minute, 50 Second

Solo cuando se llega al alma de la persona es que se conocen sus razones, con este razonamiento resumo la vida de Adolfo Coll Castro, un artesano que desde muy niño, incursionó en el mundo de las artesanías. Comenzó a  aprenderlas a los 9 años de edad, al lado de su señor padre, Manuel Coll Jiménez, “uno de los primeros joyeros de la ciudad de Barranquilla para la época”, lo manifiesta con orgullo y quien ejerció  la orfebrería por muchos años.

Las artesanías es una fuerza y fortaleza económica de Barranquilla, el Atlántico y Colombia.

Más tarde, ya adulto, Coll Castro experimentó en otros materiales como conchas marinas, semillas, maderas, hasta llegar a enamorarse del totumo del cual hace verdaderas obras de artes, aplicando técnicas usadas: como el labrado, el quemado con soplete de  joyería; que es una destreza de su cosecha al  descubrirla por accidente. La emplea y domina con gran  maestría. Esta técnica de labrar y  oscurecer algunas áreas del totumo al ser quemadas la empieza a enseñar y masificar entre sus amigos, familiares y personas cercanas en el municipio de Tubará, población de origen indígena de descendencia  de la etnia Mokana, de donde vienen sus ancestros. Una de sus grandes satisfacciones  es lograr la identidad cultural y artesanal en base al trabajo del totumo impulsado por él en sus habitantes. De sus obras  dentro del uso del totumo podemos destacar: lámparas, vestidos de baño, y sobre todo  las máscaras, de estas es un apasionado y  sus trabajos se encuentran en diversos lugares del mundo.

Visita al taller de artesanía del maestro Adolfo Coll Castro

Con el correr y la experiencia que le ha dado la vida comprendió el valor de la madre tierra en su cuidado y lo “deberíamos hacer todos, cuidar el ecosistema, el medioambiente”. Él lo hace desde el reciclaje “la naturaleza me provee los materiales de mis artesanías desde el reciclaje de elementos que encuentro botados como desechos”. Adolfo trabaja con diferentes materiales como la chatarra, el bejuco, madera y el desperdicio de elementos industriales como plástico entre otros. Lo que le valió recientemente ganar Medalla Maestría Artesanal Contemporánea 2021 que organiza Artesanías de Colombia. Otra  característica a resaltar de este artesano es compartir sus conocimientos a las nuevas generaciones y actualmente es profesor de las Escuela Distrital de Artes y Tradiciones  –EDA- donde se ha tenido que reinventar desde la virtualidad para no dejar de hacer lo que más le gusta  aportar a la vida de los demás desde la pedagogía desde hace nueve años en esta entidad del Estado Local. La crisis del coronavirus lo afectó en los procesos de su industria creativa.

Adolfo Coll Casto muestra una de sus obras en material del totumo

Su preocupación por la comercialización de las artesanías no es ajena por el panorama cambiante y la dinámica del sector, sabe que la pandemia trajo nuevos retos ya que las compras ahora son online, son fluctuantes  e impredecible. Hoy la manera de adquisiciones de los productos en el mundo y en Colombia está en auge a través del (E-commerce). Estas se  han crecido desde este nuevo canal del comercio electrónico. Según cifras de entidades especializada en ventas por internet,  estas han crecido en un en un 86 por ciento, lo que se traduce en un nuevo reto por estar de la competencia de las artesanías en el mundo.

About Post Author

Fabio Ortiz

Happy
Happy
100 %
Sad
Sad
0 %
Excited
Excited
0 %
Sleepy
Sleepy
0 %
Angry
Angry
0 %
Surprise
Surprise
0 %
Previous post NOCHE DE REMINISCENCIAS CON GRUPO TAMBO ESTE 20 DE NOVIEMBRE
Next post EL PIB ESTE AÑO SERA 9%, POR CONSUMO..?

Average Rating

5 Star
0%
4 Star
0%
3 Star
0%
2 Star
0%
1 Star
0%

One thought on “ADOLFO COLL CASTRO, LA VIDA DE UN ARTESANO

  1. http://zazebok.ru/buy-a-car/all-new-and-used/all-states/all-locations/suv/iveco

    Aberdeen is Scotland s third- largest city and nicknamed the The Granite City for the ubiquitous stone buildings that line the city center. The best way to get acquainted with the city is to join a local walking tour, as many of the buildings have not only long histories but also haunted pasts, especially the macabre Crime and Punishment Museum housed inside a 17th- century prison. If you aren t into spooky attractions, Union Street in the city center is one of the hottest spots for shopping in all of Scotland, with several boutique stores as well as high- end brands. Aberdeen is a port city, and on a sunny day you can t beat heading to shore near the historic Torry Battery to walk along the water. If you re lucky, you might even catch a glimpse of one of the resident dolphins that hang out in the area year- round.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Perfiles en Redes Sociales
Cerrar